Sobre nosotros

Sobre nosotros

Concesionario oficial de maquinaria de Obra Pública de las marcas Case  en Asturias y Cantabria, de la marca  Epiroc y Atlas Copco en Asturias y León de las divisiones de construcción y minería (martillos hidráulicos, herramientas de demolición, etc) y compresores. También distribuidores de la marca TMC Cancela, fabricante de maquinaria agrícola y forestal.

Está situada en el Polígono Industrial de Roces en Gijón junto a las principales vías de comunicación de toda la provincia.

Ruvicsa dispone de más de 5.800 metros cuadrados de instalaciones divididas en oficinas, taller, almacén y zonas exteriores donde atender a todos los clientes y visitantes de la empresa.

Disponemos de un servicio postventa que incluye atención técnica tanto en nuestro taller como en el lugar que nos requieran nuestros clientes, con personal perfectamente cualificado y vehículos equipados para realizar las intervenciones que procedan. Asimismo, disponemos de un departamento de recambios con cientos de referencias en stock.

Nuestra historia

RUVICSA S.L. surge en el año 1981 cuando D. José Luis Ruiz Victorero decidió iniciar la distribución en Asturias y León de la marca O&K y en 1982 con la marca de martillos TABE. Eran tiempos complicados. Factores como la subida del petróleo afectaban a diversos ámbitos de la sociedad y las suspensiones de pagos eran frecuentes. Pese a todo, el primer paso estaba ya dado….

La sede inicialmente se encontraba en la calle Alarcón nº1 de Gijón. En dicho inmueble transcurrió el primer lustro de nuestra empresa. Eran unas instalaciones modestas (110 metros cuadrados), con tan sólo tres personas y aunque suficientes en los inicios al poco tiempo el volumen de negocio y la prestación de nuevos servicios, venían reclamando una ampliación, tanto de las instalaciones como del personal al servicio de la empresa. Nuestro compromiso con el cliente lo exigía, y así se hizo. Ruvicsa abandonaba su domicilio urbano para transladarse al creciente polígono industrial de Porceyo (hoy conocido como polígono de Roces). Transcurría el año 1986.

A partir de este año surge la moderna historia de nuestra empresa que llega hasta donde estamos hoy, aunque con  distintas etapas y algún cambio más o menos significativo. Ruvicsa continuó en Porceyo con la distribución de O&K. La planta de nueva creación disponía ya de unos 1600 metros cuadrados, lo cual significaba un notable avance de espacio y potenciaba las posibilidades. Ruvicsa aumentaba la apuesta con un servicio de reparación servido por personal altamente cualificado, al tiempo que se adecuaba convenientemente la sección de recambios. Continuábamos creciendo paralelamente a la satisfacción de nuestros clientes.

Esto nos traslada al año 1993. Ruvicsa compra la nave industrial anexa, lo que supone unos 3800 metros cuadrados. Atrás quedaban las modestas instalaciones iniciales, ahora y en tan sólo 12 años, disponíamos ya de medios y material humano y técnico para que nuestro compromiso fuese lo más efectivo posible.

En el año 1995 Ruvicsa comienza la distribución de los martillo hidráulicos KRUPP.

Uno de los cambios más reseñables se produce en el año 2004. Ruvicsa, distribuidor de O&K desde sus orígenes, comienza ahora a distribuir la marca NEW HOLLAND de grupo FIAT. La razón resulta obvia, pues dicha marca adquiere O&k en el año 1998. Por el mismo motivo, distribuimos desde 2002 los martillos ATLAS COPCO. A finales del año 2017 Atlas Copco decide separar la división de construcción y minería, a partir de ese momento dicha división se conoce con el nombre de Epiroc. Durante todo este tiempo continuamos mejorando y adecuando nuestras instalaciones, disponiendo en la actualidad de 6000 metros cuadrados aproximadamente. Las marcas han cambiado, pero nuestro compromiso con la calidad sigue intacto desde 1981.

En el año 2013 Ruvicsa se hace con la representación para Asturias de la marca CASE, también perteneciente al grupo FIAT, y desde febrero de 2016 aumenta su área de distribución a la provincia de Cantabria.

Certificaciones

Desde sus inicios Ruvicsa ha estado comprometida tanto con sus clientes, intentado mantener siempre una alta calidad en los productos suministrados así como en los servicios realizados y a la vez con el Medio Ambiente controlando y gestionando los residuos y concienciando a sus trabajadores para que Ruvicsa sea una empresa  medio ambientalmente sostenible, por eso desde el año 2008 está certificada en ISO 9001 e ISO 14001.  La política en la que se basa es la siguiente:

RUVICSA domiciliada en Gijón se dedica a la venta de maquinaria de obras públicas y repuestos, siendo concesionario único en Asturias de las marcas  Case, New Holland y Atlas Copco. La empresa posee un taller de reparación y conservación como garantía post-venta de la maquinaria suministrada a los clientes.

La Dirección de RUVICSA ha definido una Política de Calidad y Medio Ambiente que sirve como marco de referencia para el establecimiento del sistema, así como de los objetivos y metas que aseguren la mejora continua del mismo.

La Política de Calidad, y Medio Ambiente se asienta en las siguientes premisas:

+ Asegurar la gestión de la Calidad y del Medio ambiente como principio básico de la empresa, estableciendo y desarrollando un sistema Integrado de que se fundamenta en las Normas ISO 9001 e ISO 14001.

+ Aumentar cada año la satisfacción del cliente, a través de la aplicación del sistema de gestión integrado, comprometiéndose con la mejora continua, la prevención de la contaminación y el cumplimiento de los requisitos y la legislación aplicables.

+ Concienciar a todo el personal que trabaja en nombre de la empresa de la necesidad del cumplimiento de los objetivos de Calidad y Medio Ambiente marcados, contando para ello con la participación decidida de todos y desarrollando una mentalidad de constante mejora en todos y cada uno de los puestos de trabajo.

+ RUVICSA revisa periódicamente el estado de la gestión de Calidad y Medio Ambiente, con el objeto de detectar puntos débiles, para disponer las acciones necesarias y documentar los avances realizados.